Español

Verificación de termómetros portátiles

Sep 24, 2020 | Calibración

En los controles de temperatura en el acto, los técnicos utilizan con frecuencia termómetros portátiles para garantizar la calidad del producto. Esta es una práctica recomendada para verificar el termómetro portátil, ya sea electrónico o que contenga líquido, comparado con una referencia exacta antes de comenzar a las inspecciones en el sitio.

Using a Reference Thermometer for Verifying Verify Portable Thermometers

Idealmente, el termómetro comprobará la medición de temperatura esperada con tanta exactitud como sea posible. Por ejemplo, la temperatura esperada del gas en un conducto. Los termómetros electrónicos personales (PET) se pueden verificar en la práctica con un pozo seco portátil. El pozo seco se ajusta a la temperatura esperada y se inserta el termómetro para verificar la lectura.

Los termómetros también se pueden controlar en una oficina, un laboratorio o, si se encuentra en una zona remota, en un cobertizo con un calibrador de bloque seco o microbaño.

Los bloques secos no son adecuados para los termómetros de vidrio que contienen líquido, de modo que la verificación de la precisión se debe realizar con un baño de líquido a temperatura constante, como el modelo 6330 de Fluke Calibration.

Si el error de un termómetro que contiene líquido es grande, lo mejor es desechar el termómetro. Otra opción si el termómetro ofrece una lectura ligeramente errónea es escribir una tabla de corrección y ajustar la lectura en consecuencia.

Algunos termómetros electrónicos portátiles se pueden recalibrar si las lecturas son erróneas, aunque otros se deben reemplazar.