Español

¿Qué provoca el sobrecalentamiento de un transformador?

18 Feb 2020 | Termografía

El adecuado funcionamiento de los tubos de refrigeración es fundamental para impedir el sobrecalentamiento de los transformadores. Los transformadores son especialmente susceptibles al sobrecalentamiento porque, cuando los niveles de tensión entre circuitos suben o bajan, se pierde energía en forma de calor, tanto en el núcleo como en los bobinados. Esa energía térmica puede acumularse y dañar el aislamiento, lo que provocaría el fallo del transformador.

Una forma segura y sencilla de asegurarse de que los tubos de refrigeración disipan el calor adecuadamente es su inspección con ayuda de una cámara termográfica.

Uso de una cámara termográfica Fluke TiX580 en una subestación de distribución

Los tubos de refrigeración de los equipos eléctricos de aceite funcionan sobre la base del principio básico de refrigeración por convección. Cuando el aceite circula por el bobinado interno del transformador, la temperatura sube y la densidad baja. A mayor temperatura, menor densidad y, por lo tanto, el aceite más ligero tiende a subir. Cuando el aceite se enfría aumenta la densidad y tiende a bajar, con lo que se produce un ciclo de circulación natural.

Cómo saber si los tubos de refrigeración tienen una temperatura elevada

Las cámaras termográficas son ideales para inspeccionar baterías de tubos de refrigeración porque suelen ser lo suficientemente grandes. para ofrecer un buen campo de visión, de forma que es posible escanearlas con una cámara termográfica sin acercarse a la zona de peligro.

Cuatro baterías de tubos de refrigeración en un transformador

En esta imagen, las tres baterías de tubos de refrigeración de la imagen izquierda muestran lo que se considera un patrón térmico normal. La cuarta batería de tubos de la derecha presenta un patrón anómalo. El aceite no está circulando en esta cuarta batería de tubos. Puede deberse a que:

  • No hay suficiente aceite en el sistema
  • El flujo está obstruido o hay una válvula cerrada
  • El equipo no está a nivel

Qué hacer con un tubo de refrigeración caliente

Con independencia de la causa, se debe informar sobre todos los patrones térmicos anómalos en los tubos de refrigeración y se deben examinar para solucionar el problema. Si no se actúa, la capacidad de refrigeración de los tubos se verá reducida y puede provocar daños importantes en el transformador. Si captura este tipo de patrón térmico con su cámara termográfica, debe informar de ello inmediatamente para tomar medidas antes de que se convierta en un problema grave.

Recursos relacionados